“El trozo que había cortado lo tiró a la papelera.
Y después de recoger, sacó la basura afuera.”

Una historia divertida, protagonizada por unos personajes que parecen saltar del libro por lo expresivos que son, una historia que enseña que otro aprovecha lo que uno descarta, es lo que encontrará en este cuento el niño que lea El árbol de Navidad del señor Viladomat.

Un inmenso árbol llega una fría mañana a la mansión del señor Viladomat. Pero, ¡oh, sorpresa!, a pesar de que el salón presume de un puntal muy alto, el pico del árbol lo sobrepasa. ¡Hay que cortarlo! A partir de entonces, la verde cresta inicia un largo viaje. Cada viandante recibe con regocijo el trozo que encuentra, y que ha sido abandonado por el propietario anterior. Cada uno de ellos se ve obligado a adaptarlo a las condiciones de su hogar. Pero cada uno de ellos tira lo que le sobra.

Todo en esta vida tiene utilidad, lo que tú no necesites lo debes reciclar. Esa es la moraleja de este cuento vestido con los verdes y rojos típicos de la Navidad.

El árbol de Navidad del señor Viladomat es un cuento clásico que se dio a conocer en un programa para niños llamado Captain Kangaroo. El libro se editó en 1963 y desde entonces es todo un éxito, el mayor éxito que cosechó el célebre escritor e ilustrador de cuentos infantiles Robert Everett Barry (1931-2012).

El árbol de Navidad del señor Viladomat tiene las tapas duras, sobrecubierta y está escrito en verso. El libro lo puedes encontrar en el catálogo de la Editorial Corimbo. Por cierto, es la primera vez que las ilustraciones se publican a todo color. El cuento está recomendado para niños a partir de cinco años.

ENLACES RELACIONADOS

Diez angelitos (Else Wenz-Viëtor).

Un cuento de Navidad (María Gabriela Díaz Gronlier).

La Noche de Nochebuena. Relato de Navidad.

Dickens y la Navidad. La historia del niño. Cuento de Navidad.

Grandes poetas que cantan a la Navidad. Dedicado a los niños.


Compártelo con tus amigos: