Carboncillos

Delacroix. Pinturas y pasajes de su “Diario” (1822-1863).

“Discusiones interesantes sobre el genio y los hombres extraordinarios en casa de Leblond. Dimier piensa que las grandes pasiones son la fuente del genio. Yo pienso que es únicamente la imaginación, o lo que es lo mismo, esa delicadeza de los órganos que hace ver allí donde los demás no ven, y que hace ver de un modo diferente”.

leer más

paperblog